Se deja coger por el culo por dos weyes frente al marido y encima se termina tragando sus mecos la muy puta

Esta pareja quería experimentar algo nuevo, un trío pero ligeramente diferente. Ella le pidió a su marido que no participara en el trío y que únicamente se quedara como espectador a lo que el hombre acepto, mirando como dos weyes con unas vergas bastante grandes se cogían a su esposa para al final, terminar haciendo que la puta se tragara con una carita de felicidad absoluta sus mecos. El marido contento en un costado masturbándose mirando como su esposa disfrutaba de dos vergas a la vez y encima cada tanto lo miraba con cara de puta disfrutando que él se masturbara con ella y las dos vergas que gozaba.